malcom braida
in

Flojísimo empate de San Lorenzo contra Huracán

El Ciclón igualó sin goles ante el Globo en Parque Patricios en un partido a puro bostezo. Otro rendimiento para el olvido del equipo de Insua.

Flojísimo primer tiempo de San Lorenzo en el Ducó. Entre que costó mucho jugar por el estado del césped y la falta de ideas de ambos equipos, los primeros 45 minutos fueron un verdadero bostezo. En ese contexto, Huracán trató de darle más vida al partido. No con mucho se lo notó con más chispa al local, que complicaba con los pelotazos frontales a Pussetto. El CASLA intentó replicar con la misma fórmula, pero Bareiro y Herazo no pudieron o ganaron muy poco por arriba.

El más activo del equipo de Insua, sin dudas, fue Gastón Hernández. Por él San Lorenzo no se fue abajo al descanso. Primero porque despejó una pelota que perdió Altamirano en el aire por un choque con Romaña y después porque sacó en la línea otro balón que pedía gol en contra de Braida. De mitad de cancha para adelante hubo poco a favor. ¿Lo mejor? Apenas una individual de Barrios que mandó por encima del travesaño.

En el complemento el equipo se acomodó mejor con los cambios del Gallego: Giay y Herazo afuera; Campi y Leguizamón adentro, acomodando a Luján sobre la banda derecha. Se veían otras intenciones, ganaba más las divididas en la mitad de la cancha y se paró algunos metros más adelante. Pero no mucho más que eso. Tener más tiempo la pelota no lo hizo ni por asomo ser más peligroso. De hecho, lo único claro del ST fue un remate con rosca de Fértoli que pasó cerca del palo y San Lorenzo no tuvo ni un solo remate al arco de Galíndez.

En resumen, un partido que prometía terminó siendo aburrido. Demasiado aburrido. Y se nota que el Ciclón, que venía con mejores sensaciones después de ganar su primer partido en el torneo, aún tiene muchísimas cosas para mejorar. Seguramente el pasto no ayudó y fue un palo en la rueda, pero con lo poco que jugó se vuelven a instalar las dudas sobre el futuro del equipo. A levantar vuelo antes de que sea tarde.